Plujazz

2010

Publicado por © Raspall Records

Elisabet Raspall composición y piano
Chris Cheek saxo
Tom Warburton bajo
Marc Miralta batería

null
null

Plujazz

Revista Variaciones – Junio 2010 per Quim Cabeza “En 1996 Triangles (Fresh Sound) supuso el primer trabajo de esta excelente pianista de Vilanova i La Geltrú (Barcelona), la primera piedra de una trayectoria profesional repleta de grandes colaboraciones e interesantes proyectos. Dos años más tarde, su segundo pulso devino con la edición de un disco más ecléctico y voraz que el anterior, Lila (Fresh Sound). Sin perder la carencia discográfica, en 2000 apareció una deliberada fusión estilística a la que tituló Maram (Fresh Sound). Finalmente,Quatro (PAE, 2004)(…) y ahora su reciente Plujazz ( RR001 ): una imagen representativa de su cosmos creativo, tonelaje melódico, aptitud interpretativa y apreciada capacidad compositiva. Las excelentes atmósferas del disco contagian optimismo mientras sus diferentes líneas de apoyo convencen con elocuente sensibilidad. Así, cortes como Ni Cas o El Mismo Optimismo seducen por lo dicho y destaca un trabajo de cuarteto repleto de grandes momentos. Después de la publicación de este suculento Plujazz, la consecuente creación de Raspall Records –su propio sello discográfico– y los diferentes frentes de coalición musical de la pianista, la agenda de la pianista reclama una merecida atención.” Tomajazz – Maig 2010 per Carlos Lara “…Su prestigio profesional empezó a labrarse allá por los comienzos de los 90 con el nacimiento de ese sello referencia en que se ha convertido Fresh Sound. Su paso por el Berklee College Of Music le ha dejado un sello particular y así se aprecia a lo largo de sus interpretaciones y sus trabajadas composiciones. Un dato importante es que las influencias de maestros como Tete Montoliu, Barry Harris o Fred Hersch se pueden apreciar en diferentes momentos de Plujazz, su última grabación y su quinto trabajo, en el que la pianista catalana se ha rodeado de un buen plantel de acompañantes como son los norteamericanos y muy solventes Chris Cheek al saxo y Tom Warburton al contrabajo, y a la bateria Marc Miralta. Hay que decir en general que los músicos están muy bien en sus interpretaciones y saben transmitir con maestría las peculiaridades que tienen las composiciones de Raspall en este disco, con mucho lirismo, momentos íntimos y muy aptos para pensar y reflexionar resguardados del vendaval que se mueve en el exterior. Plujazz es un disco de temas entrañables, sin estridencias, ni salidas de tono. Su filosofía es como una familiar actuación en un club de jazz y así se quiere dejar reflejado en la portada. Las piezas son como dibujos impresionistas que obedecen a un primer enfoque melancólico pero que, poco a poco, van cogiendo cierto ímpetu, para volver a situarse en el origen. La pieza “El mismo optimismo”, con un tono medio festivo, parece salirse paradójicamente de la línea general de este trabajo. Hay buenos dúos a cargo del piano y el saxo y brillantes aportaciones de Tom Warburton y de Marc Miralta realizando un trabajo fino de orfebrería, tirando casi siempre de escobillas, lo que le otorga un tono más poético a este disco. El tema que más se sale de la senda principal es “Segons”, donde, además de un blues de Chris Cheek, se encadena uno de los mejores momentos de la sección rítmica, combinados con intervenciones del tenor. Elisabet Raspall se muestra muy elegante en todos los temas, muchos de los cuales parecen haber sido compuestos para ser susurrados, como hace en algunas ocasiones la pianista catalana. Disco recomendable para ser escuchado especialmente en momentos de recogimiento y a un volumen medio. A degustarlo sorbo a sorbo, a dejarse llevar por la música y a disfrutarlo, que merece la pena.” Cuadernos de Jazz – 2010 per Leo Sánchez “Para su quinto disco como líder, la pianista y compositora Elisabet Raspall se ha pasado a la autoproducción, contando con músicos que como ella han publicado en el sello FS NT. En una época en que la forma de tocar jazz camina francamente por la senda académica, probablemente la aportación más interesante de Plujazz sean las composiciones. Raspall se muestra como una hábil melodista, con un amplio registro que va desde lo delicado, evocador y también pegadizo (El mismo optimismo) a exploraciones más complejas (el juego rítmico de Segons). Esta síntesis entre el concepto tradicional de canción, reforzado por los arreglos, y la inquietud de la improvisación, más propiamente jazzísitica, supone un reto que enriquece todo el disco, más allá de los clásicos esquemas de tema-solos-tema. Por otra parte, Raspall cede una generosa parte de su protagonismo a los saxos de Chris Cheek.”

Compartir :

Relacionado